DUBAI  DESDE ARGENTINA 

 

Los Emiratos Árabes Unidos (también los EAU o los Emiratos) son un conjunto de estados situados al sudeste de la península arábiga en el Golfo Pérsico, compuestos por siete emiratos: Abu Dhabi, Ajmán, Dubai, Fujaira, Ras el Jaima, Sarja y Um el Kaiwain. Cada emirato conserva una considerable autonomía política, judicial y económica y son regidos cada uno por su emir o "shekj" (como se les dice en árabe) con poderes específicos. El gobierno central lo forma el consejo supremo, formado por los siete emires. El Presidente del país suele ser el emir de Abu Dhabi, y el Primer Ministro, el de Dubai.

Tanto la costa, como la montaña, y para los que quieran aventurarse, el desierto, ofrecen algo de particular al visitante, cada uno de los siete emiratos sorprende al viajero con un estilo propio. En cuanto a las ciudades, Abu Dhabi, es una de las más modernas de la tierra, y Dubai la más animada del Golfo.

 

Capital: Abu Dhabi

Idioma: 
Árabe

Moneda:
 Dirham de Emiratos Árabes Unidos (AED)

Diferencia horaria con Argentina: 
+ 3

Electricidad: 
220 voltios

Documentación: 
Pasajeros con pasaporte argentino no necesitan Visa. El pasaporte no debe tener sello de entrada o salida de Israel. 

 

 

 

 

 

 

 

  • Código: JULIA
  • Duración: 10  Días  Noches 
  • Producto destacado

 

Complejo BurjKhalifa

Con 828 m. de altura y 163 pisos, el BurjKhalifa ostenta el récord de la torre más alta del mundo, dominando el skyline de Dubái con una majestuosidad refulgente.

Este edificio que conjuga el arte y la ingeniería cuenta con oficinas, residencias privadas y las 160 maravillosas habitaciones del Armani Hotel. Pero lo más interesante es el mirador al aire libre At the Top, localizado en el piso 124, el elegante restaurante At.mosphere (el más elevado del mundo) y el mirador At TheTopSKY, en el piso 148.

Justo al lado del BurjKhalifa se encuentra el centro comercial TheDubai Mall, cuyas 1.200 tiendas y 150 restaurantes demandarán más de un día de recorrido, sin contar un parque de diversiones, una pista de patinaje sobre hielo, una enorme cascada a cubierto y el gigantesco acuario. 

A los pies del BurjKhalifa y la salida del Dubai Mall se ubica la Fuente de Dubái, que constituye el mayor sistema de fuentes coreografiadas del mundo. Iluminados de colores y al ritmo de diversos ritmos musicales, los chorros de este popular espectáculo de aguas danzantes alcanzan los 150 m. de altura.

 

Palm Jumeirah

Palm Jumeirah, la reconocida isla artificial en forma de palmera, es otro de los tantos íconos dubaitíes. Allí hay una serie de hoteles de primera categoría, como el Waldorf Astoria, el Fairmont, el One&Only, el JumeirahZabeel Saray y, probablemente el de mayor importancia, el Atlantis, The Palm.

El acceso es sencillo, ya que el monorriel que recorre "la palmera" se comunica con el sistema de trenes de la costa. Otra alternativa es navegar por sus alrededores, en yate o lancha, a través de los servicios de varios proveedores. Pero la opción más osada es sin duda la práctica del skydive, contemplando la isla desde el cielo, en plena caída libre.

En tanto, el MadinatJumeirah combina tradición y lujo a través de hoteles suntuosos, enclaves privados construidos al estilo tradicional, el mundialmente reconocido Talise Spa, el zoco de Madinat y más de 40 restaurantes. Una buena idea es subir a bordo de una embarcación de madera para contemplar mejor los canales y la arquitectura del área.

 

Historia y cultura

El casco antiguo de Dubái es una ventana al ajetreado día a día de los lugareños y alberga mercados tradicionales, comidas auténticas y experiencias culturales. Allí, los interesados en la historia y la cultura local deberán visitar algunos de los rincones más icónicos de la ciudad.

  • El barrio histórico de Al Fahidi es el sitio ideal para adentrarse en la Arabia más antigua, con sus torres de viento, sus edificios de yeso y coral totalmente restaurados para reflejar su esplendor original, y numerosas galerías de arte que exhiben desde caligrafía hasta obras contemporáneas.
  • Quienes buscan algo más que cultura pueden visitar la galería de arte XVA, un espacio único que además es hotel y cafetería. Otras opciones son el Dubái HeritageVillage o un paseo por el Centro para el Entretenimiento Cultural Jeque Mohammed, donde los visitantes pueden aprender más sobre la cultura, las creencias y los estilos de vida árabes, así como formar parte de una experiencia culinaria de estilo familiar con platos tradicionales.
  • La ría que una vez fuera la vía de entrada al puerto más prolífico del golfo por su abundancia de perlas hoy es surcada por mercaderes y pescadores en sus embarcaciones tradicionales (dhows). Los visitantes pueden también navegarla.
  • Con una irresistible combinación de patrimonio y hospitalidad, tiendas y marcas internacionales, el último atractivo de la ría de Dubái es Al Seef. Se trata del nuevo centro cultural donde descubrir las raíces beduinas de la zona y el estilo de vida tradicional de las pasadas generaciones. Ideal para recorrer a pie, Al Seef tiene un puerto deportivo, un boulevard con restaurantes y varias tiendas.
  • El Museo de Dubái se encuentra en el edificio más antiguo de los que se mantiene intacto, el fuerte Al Fahidi. Construido en 1781, ha sido cuidadosamente conservado y alberga exhibiciones que incluyen impresionantes instalaciones audiovisuales. También cuenta con galerías que recrean casas y mezquitas árabes históricas, zocos y plantaciones de dátiles. Una exposición sobre el oficio de buscar perlas incluye pesos, balanzas y tamices de mercaderes.

 

Los zocos

Dejando de lado la ostentación de sus edificios vidriados, Dubai Creek es el auténtico corazón de la ciudad, ya que en las márgenes de este estuario se asentó la tribu de Bani Yas, impulsando lo que otrora fuera la principal actividad del destino: la pesca y la búsqueda de perlas.

Hoy las laberínticas callejuelas de los mercados (denominados “zocos”) entregan la originalidad de antaño mixturada con la posibilidad de encontrar piezas en oro y piedras preciosas, hierbas y especias imperdibles (un souvenir de bajo costo y alto rédito) y telas de alta calidad, ya se trate de seda, algodón o bordados.

Aquí hay que practicar el sano deporte del regateo, básicamente una norma, especialmente si las compras son por cantidad. Como la mayoría de los mercados de origen árabe, los zocos de Dubái se organizan de acuerdo con el tipo de mercadería que venden. Algunos de los imperdibles son:

  • Zoco de las especias:

Mercado tradicional al estilo árabe situado en Deira. Recorrer sus estrechas callejuelas y respirar los ricos aromas de los pétalos de rosa, el azafrán y el incienso transporta a un tiempo pasado. Es el lugar perfecto para hacerse con unos cuantos recuerdos muy especiales, además de sacarse memorables fotografías con las montañas de hierbas, especias e incienso. Para conseguir los mejores precios es necesario regatear y tener siempre efectivo.

  • Zoco a cubierto de Deira:

Es un laberinto de callejuelas repletas de tiendas que venden juguetes, artículos para el hogar y chales de seda. Su nombre puede llevar a engaño, ya que el mercado no está a cubierto en absoluto. Extendiéndose hacia el sur desde Sikkat Al Khail Road hasta la ría, se trata de un paseo interesante y animado que recorre varios bloques cuadrados en zig-zag.

  • Zoco Naif:

Es el lugar para quienes buscan precios razonables. Se trata de uno de los mercados más antiguos de Dubái donde en el pasado se vendían camellos. Tiene más de 100 tiendas y puestos de ropa, telas, artículos de electrónica, perfumes y marroquinería. Vale la pena dedicarle tiempo ya que es una de las zonas más auténticas de la ciudad y ofrece buenas ofertas.

  • Zoco del oro:

Es uno de los más famosos entre los mercados de Dubái: un laberinto de oro, plata y piedras preciosas. Quienes deseen comprar joyas deberán hacerlo siempre en las tiendas que cumplen con estrictas normas gubernamentales y no a los vendedores ambulantes.

  • Zoco de los perfumes:

Es una experiencia de compras única en Dubái, donde se encuentran desde perfumes árabes tradicionales hasta fragancias florales más occidentales. Quienes deseen encontrar los mejores precios deberán recorrer todos los puestos, e incluso podrán obtener algún detalle gratis para sellar el trato, como unos palitos de incienso o una muestra de perfume de rosas.

 

Viaje al desierto

Andando tan solo unos minutos, las modernas autopistas del centro de Dubái se transforman en extensas carreteras sobre un mar de arena. En su versión turística, el desierto árabe puede explorarse a través de un safari en vehículos 4x4 entre las dunas, aunque también se puede surcar las arenas en cuatriciclos o haciendo sandboarding.

Muchas propuestas de los receptivos locales incluyen grandes encuentros al atardecer con demostración de cetrería (y la chance de tomarse una foto con un halcón peregrino sobre el brazo), paseos en camello, la posibilidad de probarse trajes típicos o hacerse una pintura con henna en las manos, y shows en vivo.

A ello se suma la visión del sol fulgurante escondiéndose tras las dunas y, por la noche, admirar el resplandor de las estrellas bajo un cielo límpido.

 

Propuestas para familias

En la búsqueda de convertirse en un destino cada vez más atractivo para las familias, durante los últimos años Dubái inauguró varios parques temáticos. Completamente a cubierto, IMG Worlds of Adventure abrió hace dos años con atracciones que reúnen a famosos personajes: mientras los más pequeños podrán identificar a Ben10, Gumball, Las Chicas Superpoderosas y los protagonistas de LazyTown, los visitantes más mayores podrán sumergirse en el mundo de los héroes de Marvel, como Spider-Man, Hulk, IronMan, Thor y Los Vengadores. A ello se agrega la interacción con dinosaurios animados de tamaño real en TheLost Valley, los escalofríos provocados por la casa encantada de Haunted Hotel, espectáculos en vivo, tiendas y restaurantes. Cabe indicar que IMG Worlds of Adventure ofrece un conveniente servicio de shuttle desde los hoteles más importantes del centro de Dubái.

Por otro lado, los filmes más reconocidos de Hollywood cobran vida a través de las atracciones de MotiongateDubai, localizado en DubaiParks and Resorts. Así, el entretenimiento se basa en franquicias de megaestudios como Dreamworks, Sony y Lionsgate, trayendo a la realidad a Los Cazafantasmas, Kung Fu Panda, Los juegos del hambre, Los Pitufos, Shrek y Lluvia de hamburguesas, entre otros. Esto contempla adrenalínicas montañas rusas, tal como Green Hornet’s High Speed Chase y Madagascar MadPursuit, o la caída al vacío de ZombielandBlast Of.

También inaugurado hace un par de años, LegolandDubai presenta un mundo creativo a través de 40 atracciones para toda la familia, entre montañas rusas tematizadas en la época medieval, el BurjKhalifa construido íntegramente de Legos, un show 4D con los personajes de la línea Ninjago y, por supuesto, la posibilidad de pergeñar todo tipo de creaciones con ladrillos.

No dudes en CONSULTAR por más información

musicalisimoviajes@gmail.com

 

¡Seguinos por nuestras redes sociales!

Facebook e Instagram: /musicalisimoviajes

 

DOCUMENTACION NECESARIA PARA VIAJAR:
- Se requiere pasaporte con una validez mínima de 6 meses desde el regreso al país.
- Información válida para pasajeros de nacionalidad argentina (a título informativo y sujeta a cambios sin previo aviso).
Consulte más información en el botón Requisitos de Visado y Vacunas de Emiratos Árabes.

 

IMPUESTO TURISTICO EN DUBAI: Los precios NO incluyen la tasa de alojamiento impuesta por el Gobierno de Dubai de pago directo por los pasajeros a la salida de los hoteles. El valor de esta tasa depende de la categoría del hotel, quedando sujeto a modificaciones que determine el Gobierno de Dubai.

 

 

REQUISITOS PARA VISITA A MEZQUITAS: Para la visita a Mezquitas en Emiratos Árabes es obligatorio cumplir con las siguientes exigencias respecto a la vestimenta. No está permitido llevar: pantalones cortos, camisas mangas cortas o sin mangas tanto para hombres como para mujeres; ropa transparente, que marque el cuerpo o faldas cortas para las mujeres. Las mujeres deben cubrirse el cabello con un pañuelo, en respeto al lugar visitado. Las personas que no cumplan con estos requerimientos no podrán ingresar a la mezquita, sin tener derecho a posterior reclamo.